OBSERVATORIO
HIDRATACIÓN Y SALUD SALA DE PRENSA PROFESIONALES DE LA SALUD
           
Diferentes tipos de deshidratación

Existen distintos tipos de deshidratación en función de que predomine la perdida de líquido o la de sales minerales. La deshidratación isotónica ocurre cuando se pierde agua y sales en cantidades iguales; la hipertónica cuando hay sólo pérdida de agua o cuando ésta es mayor a la de las sales; por último, la hipotónica se da cuando se pierden más sales que agua.

El líquido es un nutriente esencial para la vida. Una persona puede sobrevivir tres semanas sin alimentos pero sólo tres días sin ingerir líquidos. Pero, además, su importancia radica en la presencia de sales minerales, formando lo que se denomina soluto o disolución que debe mantenerse constante. Una mayor concentración en sangre es indicador de estados de deshidratación.

Pese a que continuamente se producen entradas y salidas -variaciones entre el consumo y las pérdidas de líquido-, el cuerpo busca mantener el equilibrio hídrico. Sin embargo, las condiciones físicas y ambientales pueden provocar que se sobrepasen los límites, lo que da lugar a desequilibrios de líquidos y de electrólitos o sales minerales. Esto es especialmente significativo al practicar deporte o cuándo se sufren diarreas, vómitos, etc. Así, se distinguen distintos tipo de deshidratación en función de lo que predomine sea la pérdida de perdida de agua corporal o de electrolitos.

 
Deshidratación isotónica (la más común)

La deshidratación isotónica se produce cuando se pierden agua corporal y sodio en cantidades iguales. Esto suele deberse a pérdidas de líquido gastrointestinal por diarreas, vómitos, etc. Es el tipo de deshidratación más frecuente.

Deshidratación hipertónica

La deshidratación hipertónica ocurre cuando hay sólo pérdida de líquido o cuando estas pérdidas son mayores que las de sodio. Este tipo de deshidratación se conoce también como deshidratación hipernatrémica, déficit de agua y deshidratación por disminución de volumen.

La deshidratación hipertónica puede deberse a diferentes motivos como ejercicio físico intenso, temperatura ambiental elevada, quemaduras, uso de determinados medicamentos que provocan la pérdida de agua corporal o diarrea.


Deshidratación hipotónica

Cuando la pérdida de sal es mayor a la pérdida de agua, se trata de una deshidratación hipotónica. En general suele asociarse a patologías o al empleo de diuréticos junto con una dieta baja en sodio. Otras causas son la deficiencia glucocorticoide, hipotiroidismo y síndrome de secreción inapropiada de hormona antidiurética.